sábado, 19 de octubre de 2013

UN AULA ESTRUCTURADA PARA UNA EDUCACIÓN EMERGENTE.



Este es el hoy del aula emergente en la que trabajamos con niños caracterizados por sus habilidades diferenciadas, con o sin diagnóstico . En esta zona verde se hace un trabajo individual poco acompañado por los profesores. Como se puede ver consta de un espacio semicerrado elaborado en bambú colombiano (guadua), que es propio de la zona donde viven los niños. Funciona a partir de unas cajas numeradas de uno a cuatro, donde los niños encuentran herramientas que les permiten hacer diferentes ejercicios de ubicación, secuencia, comparación, contrastación y equivalencia. En general las cuatro herramientas son abordadas en un lapso de 30 minutos, con cortos acompañamientos y sugerencias por parte del profesor. Al igual que en las salas TEACCH, las cajas con las herramientas, una vez son utilizadas se trasladan a una estantería que está en el lado izquierdo del niño.